Skip to main content

Guti no es su artista electrónico al uso. Más bien, es el arraigado amor argentino por el jazz y el rock que los que formaron los cimientos de su carrera musical. Alrededor de 2007, empezó a experimentar con el house y el techno, comenzando un viaje que lo convertiría en una figura de la escena dance global.